41.- LA LECTIO DIVINA CONDUCE A LA MISIÓN.

41.- LA LECTIO DIVINA CONDUCE A LA MISIÓN (7-06-2020)

La Lectio divina se presenta como un camino gradual de conocimiento e interiorización que conduce a la transformación y plenitud de la misión. La lectura orante de las Escrituras, que es la Palabra viva, nos introduce en la conciencia de una Presencia, que absorbe el tiempo humano y lo involucra en lo divino. La meditación sigue al estudio atento: así la Palabra se hace experiencia y el paso sucesivo de la oración aparece espontáneamente como un diálogo personal con Dios, como una forma experiencial de conocimiento y amor, hasta la contemplación que expande el corazón en la caridad. La lectura orante de la Palabra está impregnada de la dimensión sacramental del Advenimiento cristiano porque el que habla, se comunica en la carne y en la sangre, comunica la gracia divina y la nueva vida en el agua y el Espíritu. La Palabra de Dios se encuentra, en la historia de hoy, con la carne resucitada del Señor Jesús en los sacramentos de la Iglesia y en el testimonio de fe, esperanza y caridad de los fieles bautizados.

La Exhortación apostólica Verbum Domini, del papa Benedicto XVI, nos dice que «el Verbo de Dios nos ha comunicado la vida divina que transfigura la faz de la tierra, haciendo nuevas todas las cosas (cf Ap 21,5). Su Palabra no solo nos concierne como destinatarios de la revelación divina, sino también como sus anunciadores. Él, el enviado del Padre para cumplir su voluntad (cf Jn 5,36-38; 6,38-40; 7,16-18), nos atrae hacia sí y nos hace partícipes de su vida y misión. El Espíritu del Resucitado capacita así́ nuestra vida para el anuncio eficaz de la Palabra en todo el mundo. […] Por eso la Iglesia es misionera en su esencia. No podemos guardar para nosotros las palabras de vida eterna que hemos recibido en el encuentro con Jesucristo: son para todos, para cada hombre. Toda persona de nuestro tiempo, lo sepa o no, necesita este anuncio. […] Nos corresponde a nosotros la responsabilidad de transmitir lo que, a su vez, hemos recibido por gracia» (n.91).

Don Antonio Evans Martos. Delegado Episcopal de Misiones en Córdoba. España.

Sé el primero en comentar en «41.- LA LECTIO DIVINA CONDUCE A LA MISIÓN.»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*